Senderismo: Ubrique-Ronda (2/2 días)


Distancia: 29.5 Km. (de 50 Km. aprox.)
Dificultad: Media.
Duración: 9 horas aprox. (incluye parada + 1 hora hasta el Camping)
De interés: Cortes de la Frontera, subida a la Ermita de la Escarihuela, Ronda.
Permisos: NO
Modalidad: Lineal
Ruta vía satélite: Solicitar por email: asociaciondruta@hotmail.com

Segundo día de viaje andando desde Ubrique a Ronda. Nos levantamos muy temprano con el fin de llegar los antes posible a Ronda. A bien seguro que somos los primeros senderistas por los Llanos de Líbar. Desayunamos unas galletas de chocolates de la marca Hacendado en un abandonado “merendero” a los pies del camino. Miro al frente e identifico a El Tunio -pico que se sube cuando ascendemos al Palo (1400 m.) desde los Llanos de Líbar-. Una vez equipados y desayunados comenzamos la marcha a un buen ritmo. Son las 9 am. y hasta las 18. pm. no llegaremos a Ronda.

Los Llanos de Líbar, es lo que los geólogos llaman poljés. ¿y qué es un Poljés? Pues… una especie de valle alargado y cerrado al que llamamos “depresión”, de roca kárstica, de varios kilómetros de extensión y contornos irregulares. El poljé junto con otras formaciones geológicas como son las dolinas o los lapiaces forman parte de lo que se llama el paisaje exocárstico, que no es más que aquello que se ve de un paisaje que se denomina karst. Los poljés, como el de Líbar, suelen ser muy fértiles lo que explica la existencia de explotaciones ganaderas.

En la mañana de hoy cruzaremos dos llanos o poljés: los Llanos de Cufría y los Llanos del Pozuelo de Montejaque. El de Montejaque es el de mayor extensión y espectacular. Al inicio del llano una señal del GR7 nos indica que nos quedará 1 hora y media para llegar a Montejaque. Tras una pequeña subida hasta un puerto al que llaman puerto de Puerto de Gulfo llegamos a la zona más espectacular de este primer tramo del segundo día de viaje. El camino o vereda de la Fuente de Líbar encara los últimos kilómetros por un paso estrecho entre las sierras de Montalate y Juan Diego.

Señalización GR-7. Montejaque a una hora y media.

Llanos o poljé del Pozuelo de Montejaque. Especie de valle alargado y cerrado, que llamamos “depresión”, de roca kárstica, de varios kilómetros de extensión y contornos irregulares.

Sombras.

El Tunio. Sierra de El Palo.

Vereda de la Fuente de Líbar.

La espectacular subida en zig-zag (18% de pendiente de media) a la Ermita de la Escarihuela desde el inicio de la Vereda de la Fuente de Líbar en Montejaque.

Llegando a Montejaque indico a María la siguiente subida. Desde lejo observamos lo que nos queda por subir tras cruzar Montejaque: una espectacular y bonita subida en zig-zag a la Ermita de la Escarihuela. A pesar del peso de las mochilas, la motivación por subir es grande. Tanto el llegar a Ronda como contemplar las vistas de Montejaque desde la Escarihuela nos dan alas para seguir caminando.

Varias veces he estado en Montejaque, pero nunca me he empapado y conicido tanto de esta localidad malagueña como en está ocasión. Llegando al centro nos encontramos con una pequeña plazoleta muy emotiva. En ella no ha ocurrido ningún hecho excepcional (que yo sepa) pero un azulejo conmemorativo y una placa con el nombre de la plaza nos transmite en imágenes y en pocas palabras, el sentir de una población (y de una comarca) por sentirse ciudadanos libres. María y yo aguardamos sin acordar unos emotivos segundos de silencio por aquellos que dieron su vida por alguna forma de “libertad“.

No será la única sorpresa. Llegados a la plaza principal de Montejaque nos encontramos con una iglesia cuya devoción está dedicada al apostol Santiago. La Iglesia se construyó a principios del  s. XVI tras la conquista cristiana de Ronda. No pude entrar por encontrarse cerrada, pero según se puede leer en un panel informativo en el exterior del monumento, en una capilla lateral una de Santiago peregrino. ¿Pasará por aquí el Camino de Santiago?

Llegando a Montejaque (Málaga)

“La Guerrilla”.

La inscripción del azulejo dice así: “Desde los lejanos tiempos de la Rebelión morisca (año de 1500), estas tierras fueron testigo de la acción de muchos montejaqueños deseosos de liberarse de toda clase de opresión, ya fuera religiosa, política o social. Nombres como los de Francisco de Quexi, José Aguilar, o de aquellos otros que por aquí anduvieron: Omar ben Hafsún, José María -El Tempranillo- o -Pasos Largos-, resuenan aún en la memoria popular con claras connotaciones de coraje, valentía y generosidad. Unas veces lucharon contra los castellanos, otras, contra los invasores franceses, contra las ideas absolutitas o simplemente, mirando por la propia supervivencia. En época reciente, finalizada la Guerra Civil, anduvo tirada por estas sierras una partida guerrillera capitaneada por Bernabé López Calle, claro exponente de la indomable volutad de servicio a su legalidad y a los propios ideales. muchos fueron, con él, los que perdieron la vida en el monte, empecinados como estaban en no reconocer la nueva realidad histórica en que se hallaba inmerso el país”.

En la plaza donde está colocado el azulejo sobre “La Guerrilla” recibe el nombre de Plazoleta Voluntarios de la Libertad.

Iglesia de Santiago. Montejaque.

Antiguo Lavadero público de la Fuente Vieja.

Y llegamos a la famosa subida en zig-zag a la ermita de la Escarihuela. Se compone de 8 tramos en zigzag o escalones para recorrer unos 450 metros de subida con una pendiente media del 18%. Es de lo más espectacular de la ruta entre Ubrique y Ronda. Imagínense subirlo en bicicleta. Ya arriba las panorámicas de la Sierra de Grazalema y la localidad de Montejaque son gradiosa. Desde este punto de la Sierra de los Algarrobos comprendo eso que dice que Montejaque significa “montaña perdida”.

Descendemos la Sierra de los Algarrobos con la vista ya puesta ya en el Tajo de Ronda. Una pena. Lo que parecía una locura: ir de Ubrique a Ronda andando llega a su fin.

Aún queda lo más duro del día: subir a Ronda por un “feo” y “escombroso” camino. Pero la subida como todos los kilómetros previos tendrá su recompensa cuando posemos para la el album fotográfico junto al Tajo de Ronda. Significará que hemos llegado y demostrado que también podemos viajar andando.

A nuestra llegada a Ronda despertamos la atención de la gente que nos miran y comentan a nuestro paso. Al vernos provistos de mochilas y bastones de senderismo piensan que vamos haciendo el Camino de Santiago pero lo que no saben es que estamos viajando y que no nos mueve ninguna motivación religiosa.Venimos como otros tantos turistas, en un puente de Andalucía a la ciudad de Ronda por el placer de conocerla, comer sus quesos y beber sus vinos. Solo que a pie. ¿Es o no es esto viajar?

Jose Manuel Oneto Mariscal.

La espectacular subida a la ermita de la Escarihuela con una pendiente media del 18%…

…Y sus vistas…

Una vez pasada la ermita de la Escarihuela comenzamos a ver las primeras panorámicas del Tajo de Ronda.

Bajando de la Sierra de los Algarrobos camino de Ronda nos encontramos con esas y otras indicaciones del GR7. Desde el momento que iniciamos nuestra ruta en Ubrique hemos seguido en todo momento el sendero de gran recorrido GR7.

Ferrocarril Antequera-Ronda-Algeciras.

Tras cruzar la vía del tren y tras caminar durante 1 Km. aprox. iniciamos la dura subida a Ronda.

¡Llegamos a Ronda!

Tajo de Ronda.

Ronda.

Camping El Sur (Ronda).

Anuncios

2 Respuestas a “Senderismo: Ubrique-Ronda (2/2 días)

Introduce tu comentario...

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s