El Monasterio de Rila (Bulgaria)


Los siete lagos de Rila. Parque Nacional de Rila (Bulgaria).

El macizo de Rila es el mayor parque nacional de Bulgaria. Aquí encontramos un paraíso para senderistas: lagos glaciares, caudalosos ríos, zonas de escaladas, un impresionante hayedo, uno de los bosques de abetos más antiguos de Europa y el principal atractivo “turístico” y Patrimonio Histórico de la Humanidad:  el Monasterio de Rila. Además, el macizo cuenta con el monte más alto de los Balcanes: el Musala (2.925 m.); y meta de muchos senderistas en época estival. Se precisan de varios días para realizar la principal ruta: Monasterio de Rila-Siete Lagos-Musala-Borovets, por lo que recomiendo equiparse con una caseta de acampada o dormir en alguno de los albergues repartidos por todo el macizo.

El Monasterio de Rila. 

Monasterio de Rila, Bulgaria.

La historia del Monasterio de Rila está íntimamente ligada a la historia reciente de Bulgaria. A comienzos del siglo XVIII y tras 400 años de ocupación otomana, la cultura búlgara había casi desaparecido. Muy pocas personas sabían leer o escribir búlgaro y los monasterios eran el único bastión de la erudición. Un monje, Paisii de Hilendar (1722-1773), con su obra “Historia eslavo-búlgara” trató de recuperar lo que el tiempo y los turcos se habían encargado de olvidar y así, desenterró al Monasterio de Rila del trasmundo al escribir:

“El Señor sólo ha permitido que llegue hasta nuestros días el monasterio de Rila (…) es deber de todos los búlgaros protegerlo y ofrecer almas al sagrado monasterio de Rila”. Paisii de Hilendar.

Con estas palabras, Paisii de Hilendar convirtió a Rila en un símbolo del sentimiento de identidad cultural búlgara frente a los siglos de ocupación del Imperio Otomano.

El sentimiento nacionalista búlgaro se difundió por todo el país gracias en gran parte a que los monasterios –la única construcción pública permitida a los cristianos- se convirtieron en baluartes de la identidad nacional. Este movimiento patriótico se denominó “resurgimiento nacional” y  se extendió desde los monasterios a la política. Así,  surgen los primeros movimientos políticos de carácter nacionalista y revolucionario como los de Hristo Botev (1848-1876), guerrillero y poeta búlgaro que desde el exilio organizó núcleos de resistencias en el país y que falleció en las montañas de Vratsa en una intentona de levantamiento popular que fracasó y cuya masacre unió a la opinión pública de Rusia y Europa occidental a favor de la causa búlgara.

Dos años después, Bulgaria consiguió ser un Estado independiente pero no para la Europa occidental que siempre vió la sombra rusa muy alargada. Europa occidental optó por desmembrar el país en pequeños estados (uno de ello, Macedonia, que convertirá Los Balcanes en un auténtico avispero). Todo aquello por lo que los búlgaros habían luchado fue dividido y repartido;  y ese sentimiento de derrota y el deseo de recuperar lo que fue suyo impregnó su devenir futuro con la participación del país en la dos guerras mundiales junto al bando alemán.

En el Monasterio de Rila, ese llamado “resurgimiento nacional” quedó plasmado estéticamente en un tipo de escuela pictórica novedosa para la tradición vigente con motivos florales, animales de aspectos naturalistas y otros iconos. Así, en las paredes de la Iglesia de la Natividad, en el Monasterio de Rila, encontramos magníficos murales, muy coloridos y repletos de alegoría y episodios de la Biblia que son obras de Zahari Zograf (1810-1853), el principal pintor búlgaro del siglo XIX.

Otro personaje histórico relacionado con Rila fue el penúltimo “zar” búlgaro: Boris III. El país había apoyado a Hitler durante la II Guerra Mundial y el zar perseguía con su alianza recuperar Macedonia para Bulgaria. Cuando la victoria nazi no estuvo asegurada, Boris III buscó otra alternativa que pasó por cambiar de bando. Esto no gustó en Alemania. Además, el zar que se posicionó desde el principio en contra de las deportaciones de judíos, fue fuertemente contrariado y éste, falleció a las dos semanas de una reunión con Adolf Hitler en extrañas circunstancia (se piensa que a través de un veneno lento).  Su cuerpo descansa en el Monasterio de Rila desde 1993.

Murales de la arquería de la Iglesia de la Natividad, Monasterio de Rila. En estos murales mayoritariamente se representa a los pecadores en una apocalíptica visión del infierno.

Anuncios

2 Respuestas a “El Monasterio de Rila (Bulgaria)

    • En efecto Carlos le he dado un buen tute al blog. Aun tengo flecos sueltos ya que existen fotos y entradas que “no cuadran” con esta nueva imagen pero vaya, lo más gordo ya está finalizado. Ad+, también buscaba ordenar y clasificar los más de 500 post con los que ya cuenta el blog. Oye, te recomiendo que mires en la columna de la derecha…. donde dice: “Recursos”. Bonito sitio Rila para hacer senderismo ;)

Introduce tu comentario...

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s