Los Pozos de las Malas Noche de Puerto Real


PozosdelasMalasNoche01

Pozos de las Malas Noche. Puerto Real.

Los Pozos de las Malas Noche es uno de esos sitios “perdidos de la mano de Dios”, de los que todo el mundo -al menos en Puerto Real- ha escuchado hablar en alguna ocasión pero que muy pocos conocen. En septiembre del año 2008 me decidí que ya era hora de conocer in situ esos pozos sobre los que tantas veces había leído en libros y guías turísticas de Puerto Real y publiqué el siguiente artículo.

El terreno donde se sitúan los pozos y el carril de acceso a los mismos son de titularidad municipal pero, en 2008, una gran cancela al inicio del camino impedía visitar el conjunto. Tras solicitar los permisos pertinentes, pude entrar y accedí a los pozos. Contemplé el más absoluto abandono y a pesar de ello me asombró la grandiosidad de estos pozos. Aparentemente, carentes de todo interés turístico, los Pozos constituyen un importante patrimonio histórico artístico de Puerto Real en tanto en cuanto fue la primera gran obra pública de conducción de agua potable del municipio. Estos permanecerán ligados a la historia de la ciudad junto a otros elementos para el abastecimientos como fueron los hitos de remate piramidal y la Caja Municipal del Agua.

Fernando de Socueba, Capriles y Ruiz Florindo.

Los Pozos de las Malas Noches están igualmente ligados a varios nombres propios de ilustres personalidades: el primero es el Alcalde Mayor Fernando de Socueba Arias y Fustero. Decidió que en el lugar llamado “Malas noches”, allí donde estaba enclavada la fuente de la Higuera, era un buen sitio de aguas para la población de Puerto Real y trajo tan preciado líquido hasta la villa en unas obras que se iniciaron en 1776.

Antiguo Hospital de Nuestra Señora de la Merced. Osuna. La portada y la torre son obras de Ruiz Florindo, maestro arquitecto de los Pozos de las Malas Noches de Puerto Real.

El ayuntamiento contrató para la realización de la obra al maestro arquitecto Antonio Ruiz Florindo, natural de la villa de Fuentes de Andalucía, Sevilla. Éste se trasladó a Puerto Real con toda su familia, para lo cual negoció con el Ayuntamiento una gratificación de 300 reales, a parte de un sueldo de 45 reales de vellón (0,07€) diarios. Finalizadas las obras en 1781, el ayuntamiento de Puerto Real le pide que se afinque definitivamente en la villa a cambio de unas nuevas contraprestaciones para encargarse del mantenimiento de los Pozos. Ruiz Florindo acepta, y será nombrado “Arquitecto y Maestro Mayor de Obras electo”, teniendo entre otras funciones la de examinador de todos aquellos albañiles que quisieran obtener el título de Maestro de Obras.

Lo más notable de las condiciones son las referidas al sueldo -veinte reales de vellón diarios, pagaderos mensualmente- y la de que en caso de fallecimiento su puesto sería ocupado por uno de sus hijos -si alguno siguiera su oficio- o por algún pariente, para así mantener a la familia

El pósito agrícola de Puerto Real (1788-1833)
Manuel Ruiz Gallardo.

Ya como Arquitecto y Maestro Mayor de Obras construyó la Caja de Agua y el cementerio de San Benito, el primero que se erige en esta Villa, como consecuencia de la epidemia de fiebre amarilla que, entre 1800 y 1801, sufre la localidad. Suya es también la magnífica portada de piedra y su torre, así como algunos elementos del interior del Hospital de Nuestra Señora de la Merced, en Osuna, así como palacios y casas palaciegas de Fuentes de Andalucía.

El mantenimiento de los pozos se convirtió en una empresa muy costosa para el ayuntamiento y será el alcalde Antonio Capriles el encargado de reorganizar y darle un nuevo impulso a los Pozos. Así consta en una placa conmemorativa, aún visible, en uno de los pozos: Don Antonio Capriles lo mandó a edificar el año de 1850, aquí estuvo el de malas noches”.

PozosdelasMalasNoche02

Placa conmemorativa recuperación de los Pozos de las Malas Noches (1850). Puerto Real.

El último abandono.

Moneada conmemorativa Aguas de Cádiz-Empresa “The Cadiz Waterworks Company Limited”.

El coste del mantenimiento lleva al ayuntamiento a buscar otras soluciones al problema del agua y opta por traer el agua desde los manantiales de la Piedad, en la Sierra de San Cristóbal, en El Puerto de Santa María, tal y como hacia la ciudad de Cádiz, a través de la empresa privada inglesa “The Cadiz Waterworks Company Limited “ o bien desde otros pozos a través de la contratación entre ayuntamiento y particulares. No obstante la idea los Pozos de las Malas Noches como fuente de agua de la ciudad no se abandonó y el portuense Juan Gavala redactó un nuevo proyecto de captación de aguas de los Pozos con bomba de agua y tendido eléctrico. Se utilizó para regadío hasta que resultó de buena calidad para el consumo ya que existía cierto grado de dureza debido a los años de sedimentación de sales cálcicas y magnésicas. Desde entonces, los pozos han pasan por distintos arrendatarios que le ha dado diversos usos, hasta que en la década de los 90, del siglo XX, el último arrendatario resuelve el contrato y se abandonan por falta de rentabilidad. Y así, hasta el año 2010, que se recuperan como elemento del patrimonio cultural e histórico-artístico de Puerto Real.

PozosdelasMalasNoche03

PozosdelasMalasNoche04

PozosdelasMalasNoche05

PozosdelasMalasNoche06

PozosdelasMalasNoche07

PozosdelasMalasNoche08 (2)

PozosdelasMalasNoche08

PozosdelasMalasNoche13

PozosdelasMalasNoche09

PozosdelasMalasNoche10

PozosdelasMalasNoche11

PozosdelasMalasNoche12

Fuente:

Anuncios

Introduce tu comentario...

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s