Estados Unidos podría no usar AstraZeneca

Anthony Fauci, el principal asesor médico de Estados Unidos ha dicho que aun cuando los reguladores del país aprobasen el uso de la vacuna de Oxford, AstraZeneca, sería innecesaria, según las declaraciones que ofreció en una entrevista con el medio digital Reuters.

Fauci resaltó que su declaración está asociada a su percepción personal respecto a lo que él piensa de las relaciones que guarda el país con otros fabricantes o empresas, dice que tienen “suficientes vacunas” como satisfacer su demanda.

Además marcó otoño como una posible fecha tentativa para un refuerzo de vacunas y continuar el proceso de inoculación masiva de la nación y explicó que al fijarse en el número de vacunas que están por venir es posible que invocar a AstraZeneca no sea necesario, sin embargo alegó que no es algo que él pueda decir con certeza, permitiéndose el beneficio de la duda.

El mes  pasado, más de una docena de países habían suspendido el uso de la vacuna de AstraZeneca debido a unos pocos pero escandalosos casos de trombosis  y coágulos sanguíneos cerebrales muy raros que desarrollaron unas pocas personas tras la aplicación de la vacuna.

Sin embargo, tanto la OMS como reguladores nacionales e internacionales se pusieron en marcha para investigar los datos  y concluyeron que los beneficios asociados al uso de la vacuna superaban con creces a cualquier posible riesgo asociadoa la salud que esta pudiera implicar, concluyendo que los casos de trombosis cerebral y otros síntomas propios eran extremadamente raros.

A pesar de ello, solo algunos países continuaron la distribución de AstraZeneca y otros siguen en detención mientras esperan, quizá, más pruebas y evidencia clínica.

Este mismo viernes un órgano regulador de Reino Unido comunicó que la vacuna es segura y que hasta el momento solo habían encontrado 30 casos de trombosis, adicional a los 25 reportados el mes pasado.

Así mismo, STIKO, regulador de vacunas alemán comunicó a modo de sugerencia que las personas mayores de 60 años debían aplicarse solo una dosis de AstraZeneca y luego de 12 semanas aplicarse una segunda dosis de otro fabricante, advirtiendo que hasta ahora no se ha probado cuál podría ser el riesgo de la aplicación de una dosis mixta.